Crítica de Russian Doll (Netflix)

Me costó ponerme a ver Russian Doll, la nueva serie de Netflix que actualiza el clásico concepto de una persona que tiene que revivir el mismo día una y otra vez. Pero debo decir que una vez vista, la serie me ha encantado y me lo he pasado genial.

PUNTUACIÓN: 8/10

Nadia está atrapada en el tiempo: revive el día de su cumpleaños y muere al acabar la fiesta, aunque aparece de nuevo, sin secuelas, tras cada muerte. Nadia intenta averiguar por qué le está pasando algo así, pero nunca sabe cuánto podrá investigar.

La serie ha sido creada por Amy Poehler, Leslye Headland y Natasha Lyonne, que además de escribir la serie y dirigir el último capítulo interpreta a la protagonista Nadia Vulvokov.

Como espectador, Russian Doll me ha parecido que tiene el formato perfecto para una serie de comedia, al contar con 8 episodios de 25-30 minutos cada uno. Esta duración es perfecta para no repetirse, hace que puedas ver un episodio en cualquier momento, y te deja con ganas de más.

Además, el último ejemplo de una película que utilizaba el concepto de “Atrapado en el tiempo” de Harold Ramis (1993) fue la excelente película de ciencia ficción “El día del Mañana” de Doug Liman con Tom Cruise, que se estrenó en 2014, por lo que tenía curiosidad de ver esta nueva propuesta. Propuesta que al estar planteada como comedia tiene un tono muy muy diferente del de la película de Tom Cruise o de Atrapado en el tiempo.

El gran descubrimiento de Russian Doll ha sido su creadora Natasha Lyonne, que crea a un personaje espectacular. Nadia es gruñona y borde, está un poco desequilibrada y se mete en el cuerpo todo lo que pilla. Normal que acabe palmando por un motivo u otro el día de su 36 cumpleaños, una fecha con mucha importancia para ella por un suceso de su pasado. Los motivos que generan el bucle  y su resolución implican una catársis emocional y personal similar, aunque diferente, a la que vivió Bill Murray, y mola ver su evolución a lo largo de estos ocho episodios.

Dado que la serie se centra en el personaje de Nadia, y luego en el de Alan (Charley Barnett) sobre el que prefiero no comentar nada por los spoilers, creo que a pesar de ser un concepto de ciencia ficción muy loco, va a gustar incluso a espectadores a los que a priori no les gusta la ciencia ficción. Y quiero destacar también la canción  “Gotta Get Up” de Harry Nilsson, que es la que oímos cada ver que Nadie empieza de nuevo un bucle, y que es super chula y pegadiza.

No se me ocurre nada malo que decir sobre Russian Doll, creo que es una serie muy bien planteada y resuelta de forma brillante y satisfactoria. Por el propio concepto, entiendo que es una historia cerrada que no debería tener continuidad, y quizá el único comentario es que espero que no intentan ordeñar una vaca que ya dio todo lo que tenía.

Comparto el trailer de esta serie:

Russian Doll es una comedia super entretenida que merece que le des una oportunidad.

PUNTUACIÓN: 8/10

 

2 comentarios en “Crítica de Russian Doll (Netflix)”

  1. Siempre que leo un argumento así pienso en “Atrapado en el tiempo”, y la verdad, me frena. Con todo, esta de tanto anunciarla en Netflix y después de tu excelente reseña, la mantengo en lista.

    HemosVisto!

    1. Gracias por leerme!! Es cierto que Atrapado en el tiempo es super icónica, pero más allá de la premisa básica esta serie se mueve por terrenos muy diferentes, incluso siendo ambas comedias.
      Nos seguimos leyendo, un saludo grande!!!

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .