Viajes en el tiempo: del cómic al celuloide.

Dentro de la Ciencia-Ficción, los viajes en el tiempo han tenido una gran difusión sobre todo en literatura, aunque su influencia se dejó notar en la década de los 80 en diversos medios, como son el cine y los cómics.

Durante muchos años, los aficionados tuvimos que conformarnos con clásicos como La Máquina del Tiempo de H.G. Wells o Un Yankee en la Corte del Rey Arturo de Mark Twain.

Pero en la década de los 80, tuvo lugar un boom creativo de esta temática, con la publicación de novelas como las Puertas de Anubis de Tim Powers (1983) y películas como Terminator (1984) o Regreso al futuro (1985).

Terminatorrfuturo

Pero una historia publicada en los cómics de los X-Men, en los números 141 y 142, titulada  Días de Futuro Pasado, escrita por Chris Claremont y dibujada por John Byrne con tintas de Terry Austin vio la luz antes incluso (1981), y se convirtió en un clásico instantáneo para todos los aficionados.

250px-X-Men_v1_141uncanny-x-men-142-wolverine-storm

En esta historia, una adulta Kate Pryde (hasta ese momento solo conociamos a la adolescente Kitty Pryde) viaja al presente desde un futuro apocalíptico donde la mayoría de mutantes han sido asesinados por los Centinelas, robots asesinos creados por el gobierno de los EE.UU. En este futuro, los pocos mutantes que sobreviven viven esclavizados en campos de concentración. Solo unos poquísimos mutantes, liderados por Lobezno siguen en libertad.

Kate Pryde viaja al presente para intentar evitar el suceso que desencadenó todo, el asesinato del Senador Robert Kelly a manos de la recién formada Hermandad de Mutantes Diabólicos liderada por Mística. Ese asesinato acrecentó el odio hacia los mutantes y provocó la creación del Acta de Control Mutante, por la cual todos los mutantes tenían que inscribirse en un registro, para luego ser encerrados, acabando con todos los que se opusieran… En este contexto, la mayoría de X-men fueron asesinados…

Esta historia tiene muchos puntos destacables, empezando por su gran final, en el que a pesar de que los X-Men SI evitan la muerte del senador, no consiguen que este futuro desaparezca, siendo el propio Kelly el que, ante el intento de asesinato sufrido, inicia la creación de los Centinelas, lo que dirige a los mutantes en la senda del exterminio…

O ver la muerte de Lobezno en el futuro a manos de los Centinelas, un shock para los aficionados al carasmático héroe canadiense.

Y es curioso como éste argumento pudo servir de inspiración para The Terminator, película de James Cameron estrenada 3 años más tarde…

Anuncios

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s